jueves 25 de abril de 2024 - Edición Nº268

Gobierno de Canarias

Gobierno de Canarias

Sanidad se suma a la conmemoración del Día Mundial del Agua recordando la importancia de hacer un uso responsable

La Dirección General de Salud Pública del SCS insiste en que el agua es un bien limitado, escaso e imprescindible para la vida y recuerda las medidas para hacer un consumo responsable


por Politican


La Consejería de Sanidad, a través de la Dirección General de Salud Pública, conmemora este viernes, 22 de marzo, el Día Mundial del Agua 2024, recordando la importancia que tiene en nuestro territorio este recurso natural, limitado y escaso, que resulta imprescindible para la vida.

 

El lema elegido por la Dirección General de Salud Pública para esta celebración es El agua es nuestro bien más preciado, y la campaña que se desarrolla con motivo de este Día Mundial recuerda que se trata de un bien común, imprescindible para la vida humana y escaso, y que en nuestro territorio el agua de consumo es accesible, segura y de calidad.

 

Recomendaciones para un consumo responsable del agua

• Evita el derroche del agua mientras se espera a que salga caliente; recógela y utiliza para regar, fregar etc…

• No uses el inodoro como una papelera.

• Utiliza la lavadora y el lavavajillas siempre llenos.

• No laves los alimentos con el grifo abierto. (utiliza un recipiente)

• Cierra el grifo mientras te enjabonas, afeitas o lavas los dientes.

• Coloca un dispositivo de ahorro en el grifo.

• Repara las fugas.

• Dúchate en lugar bañarte y ahorras hasta un 50%.

• Riega en las horas más frescas del día. (evitas pérdidas por evaporación)

• Trata de comprar electrodomésticos de bajo consumo. (lavavajillas o lavadoras).

 

Control de la calidad del agua de consumo en Canarias

En Canarias, el agua de consumo es accesible, segura y de calidad gracias a un trabajo en el que intervienen varias administraciones (Gobierno de Canarias, a través de la Dirección General de Salud Pública, direcciones de Áreas de Salud, ayuntamientos y consejos insulares, entre otras).

 

A través del Servicio de Sanidad Ambiental de la Dirección General de Salud Pública se elabora y se actualiza el Programa de Vigilancia Sanitaria del Agua de Consumo de la Comunidad Autónoma de Canarias. Para su implantación y ejecución se dispone de recursos humanos y materiales: personal de las distintas Áreas de Salud, laboratorios de Salud Pública, además de operadores (administración local u otra entidad pública o privada que sea responsable de la gestión del suministro del agua de consumo) y otras administraciones implicadas.

 

Sistema de Información Nacional de Agua de Consumo, SINAC.

Todos los actores implicados en la gestión y control de la calidad de agua de consumo cuentan con una herramienta muy potente: el Sistema de Información Nacional de Agua de Consumo (SINAC). Se trata de un sistema de información sanitario que recoge datos sobre las características de los abastecimientos y la calidad del agua de consumo que se suministra a la población.

 

Entre sus objetivos se encuentra el detectar y prevenir riesgos para la población, aportar información a las autoridades competentes y usuarios sobre las características de las infraestructuras que componen los abastecimientos.

 

Además, a través de la pestaña de Acceso al Ciudadano de ese Aplicativo se facilita, a cualquier persona interesada, información básica de las zonas de abastecimiento y la calidad del agua de consumo de su municipio, posibles restricciones, o cortes en el suministro, entre otras.

 

Supervisión de los criterios de calidad del agua

A través del Programa de Vigilancia Sanitaria del Agua de Consumo de la Comunidad Autónoma de Canarias y de herramientas como el SINAC, se supervisa el mantenimiento de los criterios de la calidad del agua de consumo distribuida a la población.

 

Los Técnicos Inspectores de Salud Pública y el personal de los diferentes operadores toman muestras periódicas en diversos puntos a lo largo del recorrido de la red de distribución del agua de consumo.

 

Las muestras de vigilancia sanitaria se analizan en las instalaciones de la Red Canaria de Laboratorios de Salud Pública y el resto de muestras en los laboratorios de los operadores y de otras entidades. Los resultados obtenidos de estos análisis se vuelcan en el SINAC, que determinará de forma automática si es agua apta o agua no apta.

 

Si el agua resulta no apta, puede conllevar restricciones para su uso totales o parciales, como no poder utilizarse para beber o cocinar, entre otras, siempre dependiendo de los valores paramétricos o de la situación en las instalaciones de abastecimiento.

 

Tanto las restricciones como el corte de suministro se comunicarán por los operadores a la Dirección General de Salud Pública y a las Direcciones de Área, y se informará a la población afectada. Son los operadores como ayuntamientos y entidades públicas o privadas, quienes dan aviso a la población a través de los canales que cada uno de ellos tenga establecido.

 

También en SINAC se vuelca la información sobre restricciones y corte, pudiendo acceder cualquier persona interesada a esa información a través de la pestaña Acceso al ciudadano.

 

Si el agua resulta apta, el agua del grifo es salubre para el consumo. Por tanto, cuando llega a los hogares el agua ha pasado por muchos controles sanitarios y es de absoluta confianza.